16 febrero 2009

Rock: la nueva escuela Y la nostalgia de los puristas

A continuación, un artículo invitado, escrito por Genaro, de la banda cuencana de post-hardcore, Rosas para los Muertos.

ACDC Revisando los blogs de temática rockera, entre los que destaca The Wildchildren -uno de los más visitados y conocidos en Ecuador-, noté con curiosidad que la mayoría de noticias y artículos tratan sobre bandas con dos factores en común: ser adultos maduros y tener o haber tenido éxito en el mercado mainstream. Hablamos de artistas como AC/DC, Iron Maiden, U2, Metallica, Megadeth.

Por otra parte, parece que en nuestro medio, dentro y fuera de Internet, los grupos de personas y amigos que muestran desconocimiento y/o aversión a las nuevas tendencias del rock, así como a la escena independiente, son de generaciones anteriores a la mía. La pregunta es: ¿se trata de una brecha generacional?

He concluido que más bien es una cuestión de índole cultural.



articulo 1 Los humanos, desde tiempos inmemorables, hemos elegido temer y rechazar lo diferente, lo cual sumado a una restringida formación cultural y filosófica, puede resultar en fanatismo, como ahora veo, no solamente religioso.

Personalmente soy fan de bandas de rock que están activas, tienen entre 2 y 3 álbumes a su haber, y pertenecen a disqueras independientes, pequeñas o medianas. Para mencionar algunas: Thrice, Comeback Kid, Between the buried and me, All for nothing, Architects. Éstas bandas también presentan características musicales diferentes: agresividad, guitarras con afinación más baja, y gritos guturales. Estas cualidades no son del agrado del oído común y están ausentes en la música mainstream. Lo cual me lleva a pensar que los fans puristas de la vieja escuela, en su mayoría no son músicos y prefieren el sonido masticado de las estrellas de rock de su época.

Hay bandas como Cannibal Corpse que se podrían considerar de la vieja escuela, tanto por estar entre los pioneros de su estilo, como por tener cierta antigüedad, sin embargo, no son lo que un fan de U2 puede digerir. Pero conozco muchos fans de Iron Maiden que aprecian U2.

Principales argumentos contra la nueva escuela:

  1. Ahora todos son emo eso es comercial, esa no es la intención original del punk: Lo cierto es que bandas legendarias como Sex Pistols o Ramones, se pueden considerar mainstream, y el lucro de las ventas de su música en todo el mundo, sigue enriqueciendo a los propietarios de los derechos de autor. Este argumento también muestra una completa ignorancia por el verdadero significado de el termino emo en cuanto a lo musical, ya que se ha llegado a entender como sinónimo de una legión de jóvenes maquillados y deprimidos, en lugar de una tendencia del punk independiente de finales de los 80 (lo que el termino designa en verdad).

  2. No me gustan esos gritos, lo demás está bien:

    Esto normalmente lo dicen no-músicos. La voz gutural se usa desde hace mucho, por tanto quienes la rechazan muestran un rechazo a la agresividad de muchas formas de rock independiente y no particularmente a la nueva escuela.

  3. Esas guitarras bajas no son necesarias, ¿para que? :

    Lo he escuchado de muchos músicos de mi ciudad. El uso de drop A (la afinación màs baja y extrema en el rock) fue incorporado por primera vez por la banda británica Bolt Tower, formada en 1986. Esto indica que el apego de algunos músicos a las afinaciones estándar de Metallica y AC/DC no es más que miedo a la experimentación -o a no encontrar las notas en los mismos trastes de la guitarra-.

He encontrado muchos fans de Led Zeppelin o Pink Floyd que aprecian las bandas que yo escucho; y yo, siendo un músico de nueva escuela, soy un gran fan de Pink Floyd.

En conclusión, los fans puristas del rock de la vieja escuela son en gran parte viejos fans de Mtv y/o músicos aficionados.