Mostrando entradas con la etiqueta Sobre este blog. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Sobre este blog. Mostrar todas las entradas

22 abril 2010

Lunas Azules en Hiatus

*** Actualización ***

En lugar de optar por un hiatus he decidido publicar con menos frecuencia pero mantener el blog activo. ¡Gracias por darme ánimos y seguir leyendo!

Estimados amigos que visitan este espacio,

Lunas Azules lleva alrededor de dos años funcionando como un blog de variedades, con posts sobre temas que personalmente considero interesantes.  Crear posts y compartirlos ha sido muy grato para mí durante todo este tiempo, y me he llenado de satisfacción y sonrisas manteniendo el blog, mejorándolo, aprendiendo más cosas para administrarlo con más habilidad.

La vida como el tiempo, es una sucesión de instantes que a veces apenas percibimos.  De un momento a otro todo cambia, aparecen prioridades diferentes y vamos tomando las verdaderas riendas de nuestras vidas.  A eso, creo, suele llamársele madurez.  No quiero pensar que Lunas Azules es parte de una etapa vital que va quedando atrás, pero tampoco puedo seguir publicando al ritmo que era usual hasta hace algunos meses.  Con más trabajo y más responsabilidades, es difícil mantener la calidad, ni se diga mejorarla, en lo que tiene que ver con los artículos del blog.  Además, debo reconocerlo, durante un tiempo razonable, el blog no ha ganado lectores de forma masiva o por lo menos, no ha alcanzado mis expectativas. Seguramente mis criterios de valoración de lo "interesante" no han sido los adecuados, o sencillamente me he negado a seguir reglas elementales de SEO en aras de la libertad, o del desorden.

Sin más disgresiones anuncio un hiatus para Lunas Azules.  Seguirán apareciendo posts cuando tenga tiempo para ello y quizá, en un futuro cercano pueda volver a escribir con la misma frecuencia.  Sigan encontrándome en Twitter, en Tumblr y en el retorcido Calendario Lunático ji ji.  Gracias a quienes me han acompañado hasta aquí y a los que seguirán visitándome de vez en cuando.  ¡Suerte!

07 septiembre 2009

Not personal, just business.

En verdad, mi blog "personal"  no es personal. He reflexionado al respecto con ocasión de unas conversaciones acerca del éxito que tienen las bitácoras controversiales. A mí me gusta ojear blogs personales cuando el perfil y el estilo narrativo del autor tienen algo original, fascinante.  A veces no se sabe en dónde termina la realidad y comienza la ficción, pero no deja de ser divertido y por qué no, una buena experiencia literaria, revisar bitácoras como la de El Apestado, Pite y Pase , Icy o Comando Urbano.  En algún momento este blog, que entonces no tenía dominio propio ni más lectores que la familia y los íntimos, también fue un diario de peripecias y descubrimientos.  ¿Por qué el cambio? Tal vez por pudor, por prudencia, por timidez o escepticismo... Quizá la única manera de quitarse por completo la máscara sea poniéndose otra: sólo quien es anónimo puede darse el lujo de exhibir sus podredumbres y sus paraísos tal como son.  Nuestro perfil público, el que nos sirve para interactuar en el trabajo, con los parientes e incluso con nuestros amigos, no puede distorsionarse o descubrirse por completo sin causarnos problemas en esa delicada red de hilo de araña que hemos construido y a la que llamamos círculo social, estatus, vida pública, y otras cosas.

Hace un tiempo, unas pocas referencias a mi vida personal en las redes sociales me costaron una prolongada molestia e invasión de mis espacios en la red, que todavía no ha desaparecido por completo: comúnmente a los autores de estos inexplicables ataques se les llama trolls, spammers, stalkers o todo a la vez.  La tentación de contar lo que a una le ocurre en la vida diaria es grande, por algo el principal uso del exitoso Twitter sigue siendo responder a la pregunta "¿Qué estás haciendo?", aunque cada vez se le encuentren más utilidades a esta ingeniosa herramienta.  Sin embargo, y en este punto me darán la razón los colegas bloggers, exponer la vida personal es un arma de doble filo.  Aunque no comprendo totalmente la psicología o las motivaciones de los trolls, el hecho es que no es un fenómeno aislado y casi nadie que trabaje en red se ha podido librar de ellos. 

Con todo, asumo el riesgo en este post para contar que pese a la crisis económica que sigue afectando mi bolsillo, me encuentro en una etapa de paz y a la vez,  cuestionamientos.  El hombre que amo ha traído luz a mi vida, las cosas se ven más claras y hay grandes expectativas.  Pero a veces miramos con cierto recelo a la felicidad, porque no estamos acostumbrados a ella, sino al trabajo y a la rutina; y en la mayoría de los casos no sabemos a qué llamar felicidad.  Además, como dicen por ahi: "la dicha ajena quita el sueño" y lamentablemente más de una vez he podido comprobar que en nuestro medio, decirse feliz equivale a cometer un crimen o a obtener un trofeo inmerecido que despertará envidias, ataques y rencores.

Tan sólo es justo que haga una excepción y, públicamente, le diga al guapo e inteligente S., gracias, por ser mi cable a tierra y a la vez, mi nave espacial (You make it easy/ it's as easy as 1-2-1-2-3-4/ There’s only one thing to do/ three words/ for you...).

Estas reflexiones llegaron a mi cabeza por la inquietud de algún lector que considera que el blog es exageradamente impersonal y pensé que tenía razón, aunque hasta cierto punto se trata de un efecto buscado; y también porque, paradójicamente, he vuelto a aludir a mis anécdotas en unos cuantos twits, obteniendo reacciones mucho más numerosas que las que suelen provocar los enlaces que comparto, lo cual me ha hecho sonreír.  Seguramente mis intereses -el recalcitrante ateísmo, la cultura hardcore y la postura de izquierda- resultan aburridos para muchos, pero no cabe duda que la farándula, los chismes, y los altibajos emocionales de las personas, provocan un efecto masivo de prensa amarilla que Hearst anticipó y conoció, y que a veces me hace reír, otras veces, preocuparme.  Al final, todos estamos hechos de lo mismo.

P.S. Vaticino que éste post provocará una nueva oleada de spam :)

Enlaces:
I can be your facebook stalker (video humor)
Internet Stalkers (consejos)

15 agosto 2009

Detrás de Lunas Azules

Ha sido una semana de trabajo duro en razón del concierto de los hardcoreros Paura de Brasil, que estará llevándose a cabo mañana en la Atenas ecuatoriana.  No he podido escribir mucho por el motivo que señalo, pero me he dado tiempo para rehabilitar un proyecto antiguo, el tumblelog "Behind Lunas Azules", un espacio para la publicación de textos personales, reflexiones cotidianas y hallazgos especiales que están detrás de los artículos un poco más elaborados e impersonales de este blog, y que provocan, en la cotidianeidad, reacciones especialmente catárticas, tales como fotografías, canciones, citas, versos...

Espero que este espacio, que toma el lugar del desaparecido "Calendario Lunático" -un diario personal que escribía para los amigos-, sea de su agrado y puedan encontrar entre mis "enlaces internos" algunas pequeñas curiosidades de esas que nos recuerdan cuánto tenemos en común con nuestros semejantes, de esas que nos hermanan, que nos reconcilian con el sentir de la otredad y nos recuerdan que detrás de todo objeto, de toda creación, hay un ser humano que experimenta todos los colores y sabores de la vida.

Enlace al feed de Behind Lunas Azules: http://lunasazules.tumblr.com/rss
Special thanks for S., the one who took me out of the igloo.

26 julio 2009

Novedades en Lunas Azules

1189107_mail_in_a_box.jpgDespués de un tiempo de pensar que el blog se veía recargado, me decidí por la estética que siempre he preferido: la minimalista. Ahora la plantilla tiene sólo dos columnas y, además, funcionalidades de redes sociales que nos permitirán compartir contenidos. Espero que la nueva apariencia de Lunas Azules les facilite la navegación y visualización a los amables lectores. Algunos ajustes menores quedan por hacer, pero el sitio está utilizable. Por cierto, al actualizar mi blogroll perdí algunos enlaces por descuido; agradecería a quienes me han enlazado y no constan en la lista, avisarme en los comentarios o por Twitter, para agregarlos inmediatamente.

Pues ya era tiempo de refrescar al blog, de cambiarlo para guardar coherencia con una nueva fase de mi vida: más trabajo, más responsabilidades, nuevos intereses y un gran amor que me complementa y acompaña. Los cambios nos obligan a reordenar nuestras prioridades y, si bien procuro publicar con la misma frecuencia de siempre, he tenido que cerrar mi blog personal y dejar en stand by a Blue Moon Lyrics. Espero poder retomar más adelante.

Me gustaría aprovechar este post, más personal que otros, para hacer algunas reflexiones. Muchos deben estar al tanto de los ataques verbales y tentativas de hacking que se han estado perpetrando sistemáticamente en contra de varios bloggers y twitters de nuestra comunidad. Estas situaciones lamentables ponen en evidencia varias cuestiones sociales que siguen afectándonos y que ahora se trasladan a las comunidades virtuales. El afán de llamar la atención, no mediante el trabajo y los méritos propios, sino a través de la violencia innecesaria y gratuita, tristemente delata una serie de complejos y resentimientos que son resultado de las frustraciones que acarrea vivir en una sociedad tan desigual, tan parca en oportunidades y tan marginadora e injusta.

Es importante contextualizar las conductas obsesivas y entender que el interés enfermizo en los detalles de la vida de quienes apenas se conoce, sólo puede provenir de una personalidad desequilibrada que se manifiesta en enormes contradicciones y proyecciones de los propios defectos hacia los demás. Resulta difícil imaginar, por otra parte, cuánto tiempo es necesario tener para dedicarse de lleno a buscar maneras de hacer daño. Si analizamos con condescendencia el comportamiento antisocial humano, no podemos sino llegar a la conclusión de que cada uno hace lo mejor que puede desde donde está, y muchas veces es víctima de sí mismo.

De todas maneras no olvidemos que, si bien cada uno es libre de utilizar un vocabulario soez y rústico, la libertad de expresión tiene una contraparte que es la integridad moral de las personas. Sabemos que defenderíamos con uñas y dientes a nuestra familia y amigos de ser necesario. Tenemos paciencia porque, como dijera el maestro Couture, el tiempo se venga de las cosas que se hacen sin su colaboración; pero la paciencia es sabia, la prudencia es certera y la educación y urbanidad de una persona no son sinónimos ni de abulia ni de ingenuidad.

Les dejo con el micro podcast "Tengan cuidado" de Palulo, amigo entrañable y colega bloguero:

Listen!

Actualización:

Listen! Nueva Actualización: El pez muere por su propia boca en palulo.ec

Y la actualización más importante: El pez muere por su propia boca en palulo.ec

10 mayo 2009

Lunas Azules en la prensa

eltiempopeq Este 10 de mayo, el diario El Tiempo de Cuenca, publicó en su sección "Cuaderno de Domingo" una página dedicada a reseñar cuatro blogs editados en mi ciudad, entre ellos Lunas Azules.  Estoy muy agradecida con la Redacción del periódico y con los jóvenes reporteros que me entrevistaron en la Universidad, por considerar mi espacio para ser puesto en vitrina junto a los de dos colegas bloggers muy estimados: Darío y Beto, ambos comunicadores sociales; así como la bitácora del periodista radial Jorge Piedra Cardoso.  "Silvi goes mainstream", me decía Beto en una conversación por chat a propósito del potencial crecimiento de la afluencia de visitas debido al reportaje; frase que me puso a pensar en que la responsabilidad de llevar un blog crece a medida que aumentan los lectores pues va dejando de ser personal, en el sentido emocional de la palabra, para convertirse en una suerte de escaparate de temas que podrían interesar a quienes lo siguen, aunque, definitivamente, no me veo escribiendo sobre un tema que no me apasione.  De cualquier forma, mi blog seguirá siendo underground dada la naturaleza de los temas que trato y el perfil bajo que me gusta mantener.  Lunas Azules es un blog modesto, con un promedio de apenas 300 visitas diarias y 150 suscriptores en feedburner; muy pocos posts han llegado a tener más de 50 comentarios.  Pero vale la pena aprovechar el momento para recalcar cuán satisfactoria es para mí la actividad de escribir y publicar y todo lo que ella implica, que por ventaja, hasta ahora han sido buenas fortunas y gente maravillosa. 

Le debo mucho a Lunas Azules y a cada uno de sus lectores y comentaristas. Mi "incontinencia verbal", para usar una expresión de Eduardo, me ha permitido encontrar, al interior de la comunidad de bloggers, a amigos con los que ahora me comunico diariamente y que se han vuelto imprescindibles como Lex y Candela y mi predilecto Carlos; tres personas a las que siento que tengo el deber de agradecer por los pequeños y grandes logros que como comunicadora y como ser humano he alcanzado en estos últimos tiempos.  En mi vida laboral, personal y virtual, he sido bendecida con los mejores amigos que alguien podría desear -Andrés, López, Francisco, Gaba, María Elisa, Otto, Genaro- y esto me hace sentir una persona realmente rica.  En eso consiste el verdadero éxito , el mío y el de este blog, que es de ustedes.

14 febrero 2009

LUNAS AZULES DE ANIVERSARIO

lunaazul A medida que el botón de "blogoversario" reducía la cuenta regresiva, se me hacía más difícil idear algo creativo para celebrar el segundo aniversario de Lunas Azules. Me encantaría regalar premios a los lectores, pero no es precisamente una época de prosperidad económica; de manera que escribiré una entrada de tono más personal que de costumbre; al fin y al cabo una de las cosas que más disfruto en la vida, es escribir.
 
Cuando me suscribí por primera vez al servicio de blogger, apenas sabía de qué se trataba el asunto y mis entradas eran prácticamente las hojas de un diario online comentado por amigos y familia, con una que otra mordacidad dejada por algún ex amigo.  Apenas sabía de la existencia de una "blogósfera" en el sentido de comunidad Web, y la frecuencia de publicación era mensual apenas.  Luego de un año de actividad dispersa, y debido al incremento de las horas que paso frente al monitor, empecé a descubrir el potencial de los blogs y cómo permiten trabajar en red, manteniendo el control sobre el propio trabajo y al mismo tiempo ofreciéndole a toda la gente que puede acceder a la red, la posibilidad de publicar.
 
Hoy, Lunas Azules procura ser una suerte de revista de temas de interés general, con especial atención, como habrán percibido, en cuestiones políticas, sociales, culturales y filosóficas o, como yo prefiero llamarlas, de cosmovisión. Este es mi espacio predilecto, -mantengo otros dos blogs, uno de traducciones y otro personal- ya que siento que documenta mis procesos de aprendizaje, la información que voy incorporando a mi vida y en general, todos los datos y pensamientos que considero vale la pena compartir con potenciales lectores.  A continuación una lista de diez artículos, mis favoritos, para ponerlos a consideración de los lectores:
A quienes escribimos nos encantaría tener cada vez más lectores asiduos; la inmensa Web aloja cientos de miles de blogs, muchos de ellos de inmejorable calidad, y destacar en un universo tan vasto no es tarea fácil. No obstante, con la ayuda desinteresada de bloggers como Pitonizza y Feru, el intercambio de ideas con locos como Lex y Marco y la inspiración de bitácoras como la de Eduardo Varas, Carlos y Evan o Aquileana, entre tantos buenos colegas, he recibido una gran corriente de energía para darle continuidad al trabajo. Y agradezco de todo corazón las visitas que recibo diariamente y cada uno de los comentarios que se dejan en las entradas y se vuelven parte de ellas, pues me honra saber que mis puntos de vista puedan generar expectativa en otros: el lector es la razón de ser de quien escribe.  Mi compromiso: seguir adelante con una investigación seria que respalde los artículos, seleccionar tópicos interesantes, aprender mejor el arte de manejar el lenguaje para comunicar más. Y escribir, siempre escribir.
 
Gracias, sinceramente.
Silvi.

02 enero 2009

Birth Day OFF

birthdaycake
"I think this was 
a test to see how long I could hold my breath.
I understand, I gotta remind myself
that even at my worst, I can keep my head
".

 

(Bayside - Thankfully)


Planes para el día: holgazanear desvergonzadamente.

21 agosto 2008

Agradecimiento

Ayer el servicio en el que se encontraban alojadas las imágenes que utiliza la plantilla de Lunas Azules, colapsó. Como resultado el blog dejó de ser legible y pensé que era el final. Pero gracias al bienamado Twitter, desde donde pedí ayuda desesperadamente, encontré a Feru, una chica de una amabilidad y talento destacable, a quien quiero agradecer públicamente por el tiempo que de manera tan desinteresada empleó para ayudarme en el rescate de este blog -tomando en cuenta que por principiante puedo impacientar a cualquiera-. Todas las imágenes se migraron a un servicio de hosting en el que tengo cuenta propia, sin embargo cuando agregué artilugios y otros scripts es posible que haya alterado el funcionamiento normal del sitio. Estaré muy agradecida si me hacen notar cualquier desperfecto, para procurar corregirlo a brevedad.

Esperen muy pronto un nuevo artículo.
Saludos afectuosos,
Silvi

02 enero 2007

¿Qué es una Luna Azul?

Lo que se conoce hoy en la cultura popular como "luna azul", no coincide exactamente con el significado que tuvo en la antiguedad: la expresión se utilizaba originalmente en el medioevo para referirse a una luna llena adicional que podía aparecer en el año: los monjes encargados de elaborar los calendarios tomaban como base el calendario lunar, de tal manera que la aparición de trece lunas llenas durante un año obligaba a configurar un calendario de trece meses, lo que desorganizaba la ubicación de las fiestas religiosas. Por esa razón, el trece pasó a ser considerado un número de infortunio.

Ya en el siglo XX se extendió a través de publicaciones sobre astronomía, una idea diferente sobre las lunas azules: la duración promedio de los meses de nuestro calendario es de 30,5 días, mientras que una luna llena puede observarse aproximadamente cada 29,5 días. En consecuencia, la posibilidad de observar dos lunas llenas dentro de un mismo mes es más bien escasa.

Entre las personas de habla inglesa es frecuente la expresión "once in a blue moon" o "una vez cada luna azul", con la que se quiere decir que algo es raro, poco frecuente, no muy habitual. Además, la palabra "blues" tiene una connotación de tristeza y melancolía, como la que caracteriza al género musical del mismo nombre.

Por otra parte, lunas literalmente azules han podido observarse gracias a ciertos fenómenos químicos, como los que resultaron de la erupción del volcán Krakatoa.

Cosa extraña, infortunio, algo que sucede muy poco, algo triste, algo hermoso... este blog ofrece refugio a las hermosas, marginadas, blasfemas, infortunadas, infrecuentes lunas azules.